Antonio Ruiz Soler (1921-1996) es uno de los bailarines y coreógrafos que más han marcado la evolución de la danza española en el siglo XX. Para recordar a quien dirigió el Ballet Nacional de España entre 1980 y 1983, el Ballet Nacional de España ha diseñado, con motivo del centenario de su nacimiento, un programa que reúne montajes fieles al original de piezas clave de su trayectoria, así como creaciones inspiradas en su estilo.

Las coreografías de Antonio el Bailarín seleccionadas (Sonatas, Fantasía galaica y Zapateado de Sarasate) representan la cumbre de su talento dentro de tres estilos distintos: la escuela bolera, el folclore estilizado y la estilización del flamenco. Además, el programa recoge los palos flamencos que Antonio representó con frecuencia con su compañía a través de la visión de Rubén Olmo y Miguel Ángel Corbacho. Completa el repaso a su carrera artística el solo Leyenda, coreografía creada por Carlos Vilán para la composición Asturias, de Isaac Albéniz, otra de las piezas imprescindibles de los espectáculos de Antonio Ruiz Soler. Tampoco falta un guiño a la carrera de Antonio en el cine.

Sonatas.
Coreografía: Antonio Ruiz Soler.
Música: Padre Antonio Soler.

Vito de Gracia.

Estampas flamencas.
Zorongo, Martinete, Taranto, Caracoles.
Coreografía: Rubén Olmo, Miguel Ángel Corbacho.
Música: Diego Losada, Enrique Bermúdez, Víctor Márquez.

Leyenda 'Asturias'.
Coreografía: Carlos Vilán.
Música: Isaac Albéniz.

Zapateado.

Coreografía: Antonio Ruiz Soler.
Música: Pablo Sarasate.

Fantasía galaica.

Coreografía: Antonio Ruiz Soler.
Música: Ernesto Halffter.